COSMÉTICA LOW COST CORPORAL

Filtrar productos
53 Artículos
 1 
Siguiente
 1 
Siguiente

COSMÉTICA LOW COST CUIDADO CORPORAL

El cuidado corporal es casi tan importante como nuestro cuidado facial. Al igual que con el rostro debemos de seguir también una rutina para mantener nuestra piel hidratada y nutrida.

Debido a la necesidad de cuidar nuestro cuerpo en Perfumerías Ana encontrarás un amplio catálogo de productos que te ayudarán a tu cuidado corporal según las necesidades que presentes en cada momento y productos para todos los tipos de piel.

Rutina cuidado corporal

Si tienes una rutina de cuidado facial, pero estás descuidando el cuidado corporal algo estás haciendo mal. Mantener un estilo de vida saludable es importante no sólo para sentirse bien sino que también nos ayuda a cuidarnos, pero igual de importante es cuidar nuestra piel a través de tratamientos y rutinas.

  1. Limpieza Corporal

Lo primero de todo y el paso más importante es la limpieza. En nuestra web podrás encontrar muchísimas opciones de limpiadores corporales, y aunque siempre nos decantamos por un producto por su coste es muy importante que la decisión la tomemos según nuestras necesidades y nuestro tiempo de piel.

Si tu piel es seca y deshidratada tienes que buscar fórmulas que dentro de sus ingredientes como aceites (de coco, de oliva, de argán…) y evitan aquellas que contengan alcohol, ya que nos resecara más la piel.

Si tenemos una piel con tendencia acneica es importante elegir un limpiador que contenga ácido salicílico que además de prevenir no irrita la piel sensible.

  1. Exfoliación Corporal

La exfoliación nos aporta grandes beneficios a la piel desde eliminar la piel muerta hasta liberar los pelos encarnados y ayudar a mantener la piel suave.

Es importante tener cuidado a la hora de exfoliar porque hacerlo demasiado puede causar irritación en la piel. Es importante empezar una vez a la semana y aumentar hasta 2-3 veces.

  1. Hidratación Corporal

Otros de los pasos más importantes de nuestra rutina corporal es la hidratación. Es importante hidratar la piel al completo, desde la cabeza hasta los pies.

Se puede usar tanto una loción hidratante para la ducha o aplicar la hidratante corporal después de la ducha y antes de ponerte la ropa. Los hidratantes los puedes encontrar divididos según tu tipo de piel y en distintas texturas.